martes, agosto 24

Se desplomó el árbol de Ana Frank

El enorme castaño que animó a Ana Frank mientras la judía adolescente se escondía de los nazis se desplomó hoy debido a fuertes lluvias y vientos.

unes, 23 de agosto de 2010

El que fuera un imponente castaño, ahora muerto y con el tronco podrido, se rompió a un metro (tres pies) del suelo y cayó sobre los jardines del lugar. Dañó un muro de ladrillos y varios arbustos, pero las construcciones colindantes -como el Museo de Ana Frank- no sufrieron daños. Nadie resultó herido, dijo la portavoz del museo.

Alguien gritó Se cae! El árbol se cae!, y después lo oímos caer, dijo la vocera Maatje Mostart. Afortunadamente nadie resultó herido.

Frank habló del árbol varias veces en el famoso diario que escribió durante los 25 meses que permaneció dentro de su casa hasta que su familia fue arrestada en agosto de 1944.

Ana Frank murió de tifus en el campo de concentración de Bergen-Belsen, en marzo de 1945. Su diario fue recuperado y leído tras su muerte.

Una campaña global para salvar el castaño, conocido como el Arbol de Anna Frank, fue iniciada en 2007, después de que funcionarios de la ciudad dijeran que representaba un peligro para la seguridad de los ciudadanos. Quienes consideraban al árbol como un símbolo a la libertad protestaron y el castaño no fue derribado, tras una batalla en los tribunales.

El árbol de 150 años sufría problemas de hongos y polillas que causaron que más de la mitad de su tronco se pudriera. El árbol de 27 toneladas había sido rodeado de un sistema de apoyo de acero, pero se rompió debido a la ventisca del lunes.

El Instituto de Arboles de Holanda, uno de los partidarios más acérrimos del proyecto de preservación, dijo estar sorprendido con desagrado por la noticia.

Según el consejo de expertos en árboles, se calculó que el árbol podría vivir varias décadas más con el apoyo de la estructura, dijo el instituto en un comunicado. Añadió que no sabía el motivo por el cual la estructura de acero falló.

Se han plantado muchos clones del árbol, incluidos 11 en zonas de alrededor de Estados Unidos y 150 en un parque de Amsterdam. No está claro si un nuevo árbol reemplazará al original en el mismo lugar, ya que el castaño se encontraba en la propiedad de un vecino.

1 comentario:

  1. muy bien todo me parece interesante y ya represente el libro de anna frank

    ResponderEliminar